Rafa Márquez asegura que jugar con Messi, Ronaldinho y los demás fue fácil

El exfutbolista mexicano Rafael Márquez Álvarez en la ciudad de Zapopan, Jalisco (México). EFE/Francisco Guasco/Archivo

México, 13 may .- El mexicano Rafa Márquez aseguró que jugar en el Barcelona de LaLiga con Messi, Ronaldinho y los demás grandes del equipo fue fácil porque con solo tener el balón aquellos jugadores marcaban su sello.

“Era fácil jugar con ellos. Nada más dársela y hacían la diferencia. Al igual que jugar con Xavi, Iniesta, Piqué y Edmílson; jugar al lado de Puyol te daba una seguridad importante, tener a un portero como Víctor, daba la certeza de que si pasaba la pelota después de ti había un seguro”, señaló.

En una entrevista hecha pública por la oficina de LaLiga en México, Márquez, quien estuvo en el Barça entre el 2003 y el 2010, calificó de una gran experiencia ver el juego de aquel equipo desde atrás, sobre todo de sus portentosos atacantes.

“Tú que lo veías desde atrás disfrutabas del gran juego que desplegaban Ronaldinho y Messi. Era algo fabuloso”, agregó.

Al contar su experiencia en España, el defensa recordó que llegó al Barcelona cuando el equipo se quedaba a la orilla en los campeonatos y lo tachaban de perdedor.

“Me siento afortunado de haber sido parte de ese cambio, de ese resurgimiento del barcelonismo. Llegué junto con Ronaldinho y empezaron a cambiar las cosas, gracias a una base que ya estaba con Xavi, Puyol, Valdés y otros. Después, conseguimos títulos importantes”, recordó.

Al referirse a sus rivales, el mexicano elogió el carácter del delantero Raúl, líder del Madrid, a quien calificó como un jugador imponente.

“No daba una pelota por perdida, luchaba y era un delantero complicado, difícil. No se diga jugar un clásico contra el Madrid, lo hacía mucho más especial”, agregó.

Márquez debutó en el Atlas en 1996 y tres años después se involucró en el Mónaco de Francia, en el que fue titular desde el primer día y ganó el título de la Liga francesa en su primera temporada.

“Fue un equipo estupendo con grandes jugadores y grandes seres humanos, un gran entrenador. Atreverme, arriesgarme fue lo que me ayudó. Me equivoqué muchas veces, pero me ayudó a aprender más rápido y a aprender de mis errores”, explicó.

Al salir del Barcelona, Márquez emigró al New York Red Bulls. Al referirse a la experiencia, reconoció que hizo su mayor esfuerzo y aunque no ganaron nada, el equipo fue protagonista.

“Estuvimos siempre en ‘play off’, Lo más importante es que intentaba hacer algo como en los demás equipos, tratar ganar y conseguir algo importante para esa institución”, dijo.

Sobre su presencia en 2014 y 2015 con el Verona de la Serie A de Italia, reveló que le dio gusto porque a su padre le gustaba mucho el fútbol italiano y haber tenido la oportunidad de volver a Europa a los 33 años fue un logro más.

Rafa también jugó con el León, en 2013 y 2014 y agradeció haber formado parte de un equipo ganador de dos títulos de liga en ese tiempo y acerca de su retiró en el Atlas, lo consideró como algo especial porque se trataba del cuadro que lo vio nacer en el fútbol.

“No todos tiene la posibilidad de terminar la carrera en el equipo en el que inició. Me quedé con la satisfacción de retirarme en un equipo al que le tengo mucho cariño; le estoy agradecido porque me dio la oportunidad de iniciar y cerrar un ciclo importante de mi vida”, agregó.

Como parte de la selección mexicana, el defensa jugó los cinco Mundiales disputados en lo que va de siglo, lo cual, según confesó, fue resultado de trabajar duro..

“Hubo mucho trabajo, esfuerzo, sacrificio. No fue fácil aguantar tanto tiempo en un nivel importante y que te consideren para un campeonato tan importante; estoy orgulloso de haber participado en cinco Mundiales. Hubiera querido haber pasado más allá de donde siempre nos hemos quedado, pero más adelante lo conseguirá la selección en algún momento”, concluyó.

EFE

Deja una respuesta

Cerrar menú