Motagua y Olimpia jugarán la final del torneo Apertura de Honduras

Denil Maldonado (i) , Rubilio Castillo (c) y Omar Elvir (d), de Motagua, celebran un gol durante un partido de semifinales del Campeonato de Fútbol Hondureño entre Motagua y Platense, celebrado hoy en el Estadio Nacional, en Tegucigalpa (Honduras). EFE

Tegucigalpa, 2 dic .- El Motagua disputará con su vecino y eterno rival, el Olimpia, la final del torneo Apertura hondureño tras derrotar hoy por 3-1 al Platense, al cierre de los partidos de vuelta de la semifinal.

Dirigido por el argentino-hondureño Diego Vásquez, el Motagua tenía prácticamente asegurado su pase a la final desde el partido de ida, en el que se impuso por 1-0 al Platense.

En el estadio Nacional de Tegucigalpa, el Motagua se plantó mejor durante el encuentro de hoy, en el que se vio poco asediado por el Platense en la segunda parte.

En los primeros minutos, el Platense jugó más en territorio de las ‘águilas’ del Motagua, pero luego el equipo de casa reaccionó y creó algunas ocasiones de peligro que obligaron a la defensa de la visita a mandar la pelota varias veces al saque de esquina.

El Platense jugó más a la defensiva, con el delantero Rundell Winchester en punta, a quien la defensa del Motagua no le dio mayores libertades, aunque tuvo un par de ocasiones de anotar.

El Motagua, líder de las dos vueltas regulares de la competición, buscaba hacer daño al Platense por medio de uno de sus principales goleadores, el nacional Rubilio Castillo.

El primer gol del Motagua llegó en el minuto 29 mediante Kevin López que lanzó un tiro libre que besó la red e hizo estallar la locura en el estadio Nacional.

En el minuto 48, Denil Maldonado anotó el segundo para los “azules” del Motagua, con el que Vásquez buscará ganar el cuarto campeonato.

El Platense del hondureño Carlos Martínez recortó distancia en piernas de Luis Castro, al minuto 75.

Wilmer Crisanto marcó el tercer gol de los dirigidos por Diego Vásquez, que en sus años de portero ganó cinco copas con el Motagua, al minuto 83 y puso así el resultado definitivo de 3 a 1.

El Olimpia, que tiene al uruguayo Manuel Keosseián en el banquillo, aseguró el sábado su pase a la final por reglamento al empatar sin goles con el Real España.

El partido de ida, jugado en San Pedro Sula, norte, empataron a dos goles.

El Olimpia, que cerró de segundo las dos vueltas regulares del torneo, regresa a una final después de dos años sin levantar una copa.

La final se jugará en dos partidos, el de ida se disputará el 9 de diciembre y el de vuelta el 16.

El Motagua y el Olimpia junto al Real España y Marathón son considerados los cuatro mejores equipos del fútbol hondureño.

EFE

Deja un comentario

Cerrar menú