Harakiri con el mismo fútbol

Los jugadores Naomichi Ueda (i) de Japón y Pedro Velasco (d) de Ecuador se lamentan luego de quedar eliminados al final del partido Ecuador-Japón del Grupo C de la Copa América de Fútbol 2019, este lunes en el Estadio Mineirão de Belo Horizonte (Brasil). EFE

Río de Janeiro, 24 jun .- Sea con un vulgar ‘harakiri’, algo así como “cortar la barriga”, o ‘seppuku’, que con más nobleza alude a “cortar el vientre”, las selecciones de Japón y Ecuador hoy se hicieron daño con el mismo fútbol hasta caer sin más opciones en el Grupo C de la Copa América, que dominaron Uruguay y Chile.

Un triunfo hubiera clasificado a cuartos de final a Japón, que al cabo de tres jornadas sumó 2 puntos, o a Ecuador, que llegó a la última fecha con las manos vacías y se fue con uno.

Pero el empate obró el milagro que esperaba Paraguay, una selección que el domingo cerró su campaña en el Grupo B con dos empates y una derrota ante Colombia por la mínima, pero un mejor saldo de gol que los Samurais azules.

En otras palabras, la suerte, o un milagro, que también se da en el fútbol, quiso que la Albirroja dirigida por el argentino Eduardo Berizzo se clasificara por la vía alterna que premia con dos plazas a los dos mejores terceros entre los tres grupos de la primera fase.

Más insólito aún, Paraguay avanzó con el equivalente al 22,2 por ciento de aprovechamiento pues de 9 puntos posibles, los que consiguió Colombia, apenas rescató 2.

Con el ‘suicidio futbolístico’ cometido hoy en Belo Horizonte por japoneses y ecuatorianos, Paraguay tomó el último pasaje a la fase de los mejores ocho selecciones en la que le aguarda Brasil.

El partido entre los anfitriones, que lideraron el Grupo A con 7 enteros, y la Albirroja se jugará este jueves en Porto Alegre.

El desenlace del Grupo C reservó más sorpresas y hoy premió a la selección uruguaya, más pragmática que la chilena en la cita que se dieron en el estadio Maracaná.

Edinson Cavani resolvió el encuentro parejo con un gol a los 82 minutos y produjo entonces un cambio de guardia en la cima del grupo.

La Celeste terminó como líder con 7 puntos y Chile, que había llegado a encuentro con 6, perdió el invicto y debió resignarse a ocupar el segundo puesto.

De esta forma, la Roja será el adversario de Colombia el 28 de junio en Sao Paulo, y el día 29 Uruguay se medirá con Perú, el primero de los terceros.

Un día antes, el 28 de junio, Venezuela, la segunda clasificada del Grupo de Brasil, chocará en Río de Janeiro con Argentina, la segunda del Grupo que dominó Colombia.

Cavani marcó este lunes el gol de la victoria sobre Chile en el estadio Maracaná.

El ariete de París Saint Germain completó un doblete en el torneo, en el que se han marcado 46 goles en 18 partidos, y se sumó en la cima de la clasificación de goleadores a otros ocho cañoneros.

Son ellos su compatriota Luis Suárez, los brasileños Everton y Philippe Coutinho, los chilenos Eduardo Vargas y Alexis Sánchez, colombiano Duván Zapata, el venezolano Darwin Machís y el japonés Koji Miyoshi.

EFE
Hernán Bahos Ruiz

Deja un comentario

Cerrar menú