Faríñez abandera la nueva sangre y los “veteranos” sacan su casta en la Copa América

El portero de Venezuela Wuilker Faríñez. EFE/Archivo

Sao Paulo, 25 jun .- El portero de la selección venezolana Wuilker Faríñez se ha convertido en el abanderado de la nueva sangre del fútbol suramericano en la Copa América 2019, torneo en el que a pesar de una buena camada de jóvenes han sido los más experimentados los que mostraron su casta en los momentos decisivos.

Faríñez, de 21 años, fue figura en lo partidos ante Perú y, especialmente, frente al local Brasil, ambos con marcador de 0-0, y luego en la victoria por 3-1 sobre Bolivia, resultado que clasificó de manera invicta a los venezolanos a los cuartos de final.

Además de Faríñez, el más joven de la ‘Vinotinto’, en el equipo del técnico Rafael Dudamel aparecen otros dos jugadores de 21 años con un papel destacado: Yéferson Soteldo y Yangel Herrera, que le restaron parte del protagonismo a Tomás Rincón, Salomón Rondón y Luis Manuel Seijas (33), los llamados a tomar las riendas del seleccionado venezolano.

El anfitrión, Brasil, ha escondido a sus piezas más jóvenes: el zaguero Éder Militao y Lucas Paquetá, los dos de 21 años y todavía sin minutos en el torneo. Sin embargo, Tite ha dado su confianza a un selecto grupo de jugadores Sub’23 que le ha respondido en la cancha.

Éverton ‘Cebolinha’, figura en el último partido cuando Brasil vapuleó por 0-5 a Perú y selló su clasificación a cuartos como primero del grupo; David Neres, Richarlison, Gabriel Jesús y Arthur han sido titulares en la ‘Canarinha’, que tampoco renunció al aporte de Dani Alves (36 años), Thiago Silva y Miranda, ambos con 34.

En el Grupo A, la eliminada Bolivia, que se despide sin puntos, con nueve goles en contra y dos a favor, presentó en Brasil una renovada plantilla, con dos jugadores de 19 años que sumaron minutos en el torneo continental: el centrocampista Roberto Carlos Fernández y el atacante Ramiro Vaca.

No obstante, fueron los ‘treintañeros’ Carlos Lampe, portero, y Marcelo Martins Moreno, el siempre goleador, ambos de 32 años, los que intentaron levantarle el vuelo, sin éxito, a los dirigidos por Eduardo Villegas.

Perú, por su parte, apostó en un equipo de más ‘kilómetros’, liderado por el capitán Paolo Guerrero, de 35 años, y Jéfferson Farfán, de 34 y que por lesión ya no estará más en el torneo. El técnico argentino Ricardo Gareca sólo convocó a dos jugadores menores de 23 años: Luis Abram y Jesús Pretell.

En el Grupo B, al igual que Perú, Colombia se inclinó por dar continuidad al equipo que jugó el año pasado el Mundial de Rusia 2018 y presenta jugadores, en su mayoría, mayores de 23 años. Solo el defensa John Lucumí (20) y el delantero Luis Díaz (21) huyen de la regla en el seleccionado del técnico portugués Carlos Queiroz.

Con un rendimiento perfecto de tres victorias en igual número de partidos y cuatro goles a favor y ninguno recibido, Colombia pasó a cuartos como primero del grupo y con los experimentados Radamel Falcao García (33 años), Juan Guillermo Cuadrado (31) y el portero David Ospina (30) casi siempre como titulares.

Argentina, por su parte, sigue la línea de Colombia y Perú con un equipo maduro liderado por el astro Lionel Messi, que justo el lunes cumplió 32 años, pero el técnico Lionel Scaloni ha depositado su confianza también en el delantero Lautaro Martínez y en el defensa Juan Foyth, ambos de 21 años y titulares.

En Paraguay, el más joven de la plantilla del técnico argentino Eduardo Berizzo, el lateral Santiago Arzamendia (21 años) se ‘infiltró’ en la titular de un equipo con varios veteranos, como Oscar Cardozo (36) y Antony Silva (35).

Por el Grupo C, el líder Uruguay y el segundo Chile mantienen su base de los últimos años y pocas caras nuevas, aunque el técnico uruguayo Oscar Washinton Tabarez, sin renunciar a la casta de sus arietes Luis Suárez y Edinson Cavani, ambos de 32 años, ha sumado a jóvenes Marcelo Saracchi (21), Maxi Gómez y Rodrigo Bentancur, de 22.

El más experimentado de Uruguay es el portero emergente Martín Silva, de 36 años.

Chile, del técnico colombiano Reinaldo Rueda, presenta a sus consagrados Jean Beausejour (35 años), José Pedro Fuenzalida (34), Gonzalo Jara (33), Arturo Vidal (32) y Alexis Sánchez (30), entre otros con más de treinta. El más joven es el tercer portero Yerko Urra, de 22.

El también entrenador colombiano Hernán Darío Gómez, de Ecuador, salió eliminado en primera fase con un equipo de varios veteranos, como Pedro Pablo Velasco (35 años), Gabriel Achiller (34) y Antonio Valencia (33), entre varios más, y un solo jugador por debajo de 23: Jhegson Méndez (22).

Las dos selecciones asiáticas invitadas: Catar y Japón mostraron equipos con una base de experiencia y al que le sumaron nuevos talentos.

El español Félix Sánchez, técnico de los cataríes, alineó como titulares a sus más jóvenes: Tarek Salman y Bassam Al-Rawi, de 21 años, y Almoez Ali, Akram Afif, Abdullah Al-Ahrak, Assim Madibo y Tameem Al-Muhaza, de 22.

El japonés Hajime Moriyasu, finalmente, jugó con el equipo más joven del torneo, que curiosamente presentó al más experimentado: Eiji Kawashima, portero de 36 años, y al más joven: Takefusa Kubo, de 18 años y recién contratado por el Real Madrid, quien fue titular en dos partidos, no marcó goles, pero dio chispazos de su talento.

EFE

Deja un comentario

Cerrar menú