Alianza Lima, no sabe a qué juega

walter-ibanez-capitan-de-alianza-lima-foto-andina-carlos-lezama

Escribe Carlos Cuba

Miami (Primicia Deportiva.com).- Era ineludible la invitación. Dejar que termine el mes sin decir nada de Alianza Lima y su paso por la Copa Sudamericana. El plantel de Alianza Lima empato 0-0 ante Barcelona de Guayaquil por la Copa Sudamericana. Con este resultado el equipo peruano quedo eliminado del torneo por haber perdido 3-0 en el juego de ida en Ecuador.

Empecemos por decir que Alianza no supo ser local. Le falto todo. Peso ofensivo, coraje y lo más importante en el fútbol calidad. Alianza Lima posee jugadores de buen pie –algo normal en el fútbol peruano- pero no aparecieron porque el técnico no los sabe aprovechar.

Por ejemplo Landauri es un jugador “distinto”. Pero falto rodearlo con jugadores de buen pie. Landauri es desequilibrante y si lo asociamos con jugadores que hablen su idioma futbolístico Alianza seria otro equipo. ¿o sino como crecemos en ofensiva? Ese detalle le falto a este plantel de Alianza Lima. Guizasola, también es un jugador distinto pero si no lo acompañas como va a crecer el jugador por ese sector.

Alianza fue un equipo previsible. Careció de fuerza, cuando fue al choque todas las perdió. No supo ganar los rebotes en mediocampo y eso es serio. Porque es la zona de influencia donde se gestan tus pretensiones ofensivas o defensivas.

La plantilla de extranjeros aporta muy poco en Alianza Lima y eso también es una realidad.

El plantel victoriano jugo muy abierto, líneas muy separadas, era demasiada ventaja y sin marca. La pregunta es ¿A dónde va Alianza, así se preparó para esta Copa Sudamericana?

En el otro sector. Barcelona de Guayaquil puso un muro amarillo en su área. Alianza no lo pudo evadir por falta de ideas.

Otro dato. Notaron la falta de físico de este plantel victoriano. A esto ha llegado Alianza Lima. Y hay que dejarlo claro, esta no es la identidad del equipo “Intimo” ¿o alguien vio otro partido?

La tribuna no fue una fiesta, había muchos asientos vacíos y véngalas que interrumpieron el juego, luego en esa misma insistencia el árbitro suspendió el partido y a ver si se viene una llamada de atención para los blanquiazules por los hechos que antecedieron el juego.

Hay que decirlo con todas las letras. En Lima, una ciudad con 9 millones de habitantes y con barrios futboleros no puede ser posible que uno de los equipos más populares del Perú, no logre llenar su propio estadio. ¿Hay descontento del hincha? ¿Qué esta pasando en Alianza Lima? Un tema que tocaremos en otro momento.

La única realidad es que en este Alianza Lima “falta de todo” porque “si juegas al fútbol” “tienes que saber de fútbol” y parece que tanto los dirigentes como el cuerpo técnico aún no saben a qué juega Alianza Lima. Triste realidad cuando se juega torneos internacionales. Y ni que decir del torneo local.

Deja una respuesta

Cerrar menú